ONU – Esta Convención es el punto de partida a escala global para la afirmación de la Declaración Universal de Derechos Humanos de que no deben existir discriminaciones. El pacto expresa que las discriminaciones en la esfera educativa son una violación a la Declaración Universal de DDHH.

14 de diciembre de 1960

La Convención califica a la discriminación como “toda distinción, exclusión, limitación o preferencia fundada en la raza, el color, el sexo, el idioma, la religión, las opiniones políticas o de cualquier otra índole, el origen nacional o social, la posición económica o el nacimiento, que tenga por finalidad o por efecto destruir o alterar la igualdad de trato en la esfera de la enseñanza”.

El acuerdo entre estados prevé que los países eliminen y prevengan la discriminación derogando normativas , adoptando medidas, entre otras la formulación y el desarrollo de una política nacional de igualdad de posibilidades.